CLICK HERE FOR BLOGGER TEMPLATES AND MYSPACE LAYOUTS »

viernes, 4 de diciembre de 2009

DAR PATADAS PARA NO DESAPARECER

En estos tiempos que corren, donde ya nada nos sorprende, donde nadie sabe que hacer para innovar y donde triunfa la frescura de la aparente improvisación, puedo decir que algo me ha sorprendido de gran manera.
Después de años en relación directa con el espectáculo, me satisface comprobar que todavía quedan recursos escénicos y profesionales capaces de llevarlos a cabo.
El espectáculo en cuestión tiene por titulo”Dar patadas para no desaparecer”.
Antes de entrar al patio de butacas te quedas un tanto intrigado cuando te indican que, si te apetece, puedes dejar anotado tu número de teléfono para colaborar con el espectáculo. No tuve ninguna objeción por mi parte y como buen colaborador con todo acto que se precie, mi teléfono quedó en la lista junto con los de los demás asistentes y colaboradores.
Evidentemente, al comienzo de la obra, se comunicó que “no desconecten sus teléfonos móviles durante el espectáculo”, incluso dan total libertad de contestar llamadas ajenas al show.
El argumento o la sucesión de la representación esta basada en seguimiento de un personaje llamado Vera Waltser. Entre verdaderos enredos, te confunden de tal modo que llegas a creer que el personaje esta entre el público y, medio de reojo, observas a tu alrededor con la intención de dar con ella.
Un gran cañón de luz moviéndose incesante entre el publico busca la protagonista oculta, parándose en alguna de las asistentes. Los actores aseguran que ha sido encontrada y realizan un sinfín de preguntas que aturden al espectador dejando claro que el personaje elegido no es el correcto.
Durante la representación, constantes llamadas al móvil de los asistentes confunden a los espectadores con conversaciones curiosas, incluso incoherentes.
El momento más interesante tiene lugar cuando los actores hablaban todos a la vez con diferentes personas del público, creando un sinfín de cruces de conversaciones provocando una sensación de lo más inverosímil.
El motivo de las llamadas, no era otro que conseguir un calificativo para definir una breve situación relatada por los actores a cada interlocutor.
Todos los adjetivos obtenidos definirán la personalidad de cada actor.
Una velada interesante, curiosa y una nueva forma de hacer teatro…
Tal vez sea, la mentalidad de los actores del futuro…
Tal vez sea, el teatro del futuro…

Mi aplauso para ellos.

3 comentarios:

Lucy dijo...

Muy interesante, como todas tus entradas.
Debo decir que gracias a vosotros empiezo a tener una nueva visión del teatro, y es de lo más refrescante.
Con cariño

Graciela dijo...

hola Ricard

pensé primero que debías dejar el teléfono de la casa jajaja

Me encantan estas nuevas maneras, cuando interactúan con el público, por aquí lo vemos seguido y resulta muy gracioso.

No recuerdo si has visto la entrada de Teatro Ciego -hay un video en el costadito de la página-, es en Buenos Aires, yo vivo en Córdoba...el actor principal es de mi ciudad, cuando me enteré de lo logrado por el joven, guau me emocionó hasta las lágrimas. Creo que la secundaria del colegio al que fui, luego mis hijas, deja mucho en los chicos, integración y mucha solidaridad.

Estuve leyendo tu primer entrada y el título es genial.

Si sabes algo de Sentimientos, le haces llegar mis abrazos, no tengo correo, nada, me entristece no leerla.

Besos

Ricard dijo...

Hola graciela.
No se nada en absoluto.
Yo tambien la hecho en falta y estoy preocupado por si esta bien.
No tengo ningun medio de comunicarme con ella excepto este.
Un beso grande desde España.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...