CLICK HERE FOR BLOGGER TEMPLATES AND MYSPACE LAYOUTS »

domingo, 6 de septiembre de 2009

UNA HISTORIA DE AMOR

Hace mucho tiempo había una pareja muy feliz.
Ella era una preciosa princesa de largos cabellos. Su piel era fina y rosada y sus ojos encandilaban por su dulzura.
Era feliz y se sentía muy amada por su atento prometido.
Una mañana, la princesa observó una pequeña manchita en su rostro y creyó oportuno llamar al doctor pedir unos consejos para solucionar su problema.
El doctor al observar la manchita, le diagnostico una extraña dolencia por la cual su rostro se le iría desfigurando poco a poco hasta tener un rostro monstruoso.
La princesa no podía creer lo que le comunicó su doctor y entre la angustia y la desesperación empezó a evitar a su prometido hasta el punto de esconderse continuamente para que no pudiera encontrarla.
El muchacho después de mucho buscar consiguió encontrarla y le dijo que tenía que decirle algo muy importante.
El chico también había ido al doctor y este le había dicho que estaba perdiendo la visión muy rápidamente hasta el punto de quedarse ciego en poco tiempo.
Le pidió a la princesa que por favor no le dejase porque la necesitaba.
Ella acepto porque sabia que no podría ver como se desfiguraba poco a poco.
Paso el tiempo y pasaron los años siendo ambos tan felices como al principio hasta que ambos envejecieron.
La princesa murió y en el velatorio todos se compadecían del desconsolado hombre.
“Pobre esposo, esta ciego y la necesitaba”, decía uno de los amigos.
El hombre se levantó y dió la mano a todos los que estaban reunidos agradeciendo la asistencia.
¿Pero no estabas ciego?, preguntó uno de los allí presentes.
Nunca estuve ciego, respondió el apenado hombre.
Fue la única forma de que ella me aceptase por esposo.
Ella nunca me hubiera aceptado si hubiera sabido que no estaba ciego…
…Y YO LA AMO.

“Te amo no solo por lo que eres, sino por lo que soy cuando estoy contigo”

5 comentarios:

raimon dijo...

El amor no es que sea ciego, si no que nos hace ciegos ante el ser que queremos. El relato me hace pensar en lo que yo creo que la otra persona puede ver en mi, y lo que yo quiero ver de los demas (persona amada)

Lucy dijo...

Eso es lo que pienso que es el verdadero amor, sacrificio, renuncia y olvidarse de uno mismo para ser más el otro que uno mismo.

sentimientos dijo...

Que bonita es esta historia Ricard, gracias por compartirla hacia tiempo que no leía algo tan hermoso

Jusi dijo...

M'agradat molt, et fa pensa en les relacions, en com ens tornem quan estem amb la persona que estimes.
Molt bonica.

Monica Custodio dijo...

Me maravilla tu capacidad para escribir historias. Y sí, tienes razón mi princesa de pelo largo podría ser perfectamente la de tu cuento. Lo mágico sería que no la hubieras visto antes de escribir el cuento ..... me refiero a que mientras yo la dibujaba tú la escribieras. Besos cielo. Eres una persona muy especial, aunque eso ya lo sabía.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...